Las deudas pueden ser agobiantes, pero es posible afrontar positivamente la situación con buena organización y los conocimientos necesarios a mano.

La salud financiera no necesariamente supone la absoluta ausencia de deudas; en cambio, se trata de saber administrarlas, organizarlas y posteriormente cancelarlas. El objetivo es no terminar “ahogado” en obligaciones impagas y que la economía personal y/o de la empresa no sufra más de la cuenta.

A continuación compartiremos cinco consejos para aprender a manejar tus deudas de un modo eficiente y alejado del estrés. Veamos.

Consejo 1 – Las cuentas claras: será imposible diagramar un plan para pagar deudas si no se tiene en claro cuánto se debe. Por eso, la recomendación inicial (y fundamental) es una que aplica en casi todas las gestiones financieras: organizar los números, volcarlos en un documento con claridad y luego, en base a esa información, tomar las decisiones pertinentes. El detalle debe incluir todas las deudas contraídas, las tasas de interés, las fechas de vencimiento, quiénes son los acreedores y todos los datos que consideres relevantes.

Consejo 2 – Diagramar una estrategia para los pagos: una vez que la información sobre las deudas está clara, es momento de avanzar hacia las soluciones. Será fundamental que de aquí en adelante establezcas recordatorios para pagar las cuotas adeudadas siempre en fecha, evitando de ese modo intereses punitorios, cuidando de este modo tu reputación financiera y consiguiendo de este modo un mejor historial crediticio. Es importante establecer prioridades, una buena idea es comenzar con las deudas con tasas de interés más altas.

Consejo 3 – Equilibrar tus finanzas y tus deudas: el plan para pagar deudas debe contemplar una organización integral de tus finanzas. En este punto, también es importante lograr un margen para el ahorro y para la creación de un fondo de emergencia. De ese modo, ante un imprevisto no recortarás o detendrás el pago de compromisos adquiridos sino que podrás tomar dinero de esos fondos, sin comprometer el cumplimiento en los pagos.

Consejo 4 – Ayuda profesional: en el mundo de las finanzas abunda la autogestión. Sin embargo, es una buena idea acudir a expertos para conseguir una mayor organización y, en tanto, la deseada estabilidad. Un especialista ayudará a encauzar el camino y, por eso, el dinero que se le pague debe ser considerado una inversión y no un gasto superfluo.

Consejo 5 - ¿Pedir un préstamo para pagar deudas?: si bien en primera instancia podría parecer un contrasentido, en ocasiones, puede ser conveniente solicitar un crédito para cancelar deudas de larga data. En estos casos, la clave es comparar las tasas de interés para deshacerse de las más altas, además de los respectivos plazos para la devolución. Por otra parte, solicitar un préstamo para pagar deudas en algunos casos puede resultar una buena estrategia para la unificación de diversos compromisos en uno solo, cancelando los anteriormente contraídos.



Solicitar Ahora

Este es un sitio seguro
Sarmiento 848 Piso 6, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina.

Información financiera: Préstamos personales online desde $1.000 a $15.000. Plazo mínimo: 60 días. Plazo máximo: 120 días. Tasa Nominal Anual (TNA): 440%.Tasa Efectiva Anual (TEA): 1.239%. Ejemplo: Para un préstamo de $10.000 en 3 cuotas. Valor total de la cuota $6.667. Total a devolver en 3 meses: $20.001. El monto de la cuota incluye: capital, intereses e impuestos